¡Muy buenas!
¡Aquí David Ayala de nuevo!

En esta ocasión no vengo a escribir yo al blog si no que traigo a unos invitados muy especiales, se tratan de los chicos de buyatext, gente que conozco muy de cerca y que trabajan muy bien.

En este artículo te contarán los 7 errores más comunes que han encontrado a nivel SEO en las webs.

Sin más, ¡Les doy paso!

———————

Una de las estrategias de marketing clave para una web, tienda en línea o ecommerce, es sin duda el SEO, el cual ayudará a mejorar la visibilidad online y posicionarse mejor en los motores de búsqueda como Google y así poder llegar a más clientes potenciales.

Pero, en ocasiones se cometen ciertos errores que pueden perjudicar el posicionamiento de una web y no siempre los reconocemos o les prestamos la atención apropiada, repitiéndolos cada vez más.

Y es que existen algunas cuestiones que pueden influir en el SEO de una web y que no siempre podemos estar al tanto de todas o controlarlas eficazmente a tiempo.

Por ello, te queremos indicar los 7 errores que están perjudicando el posicionamiento de tu web, para que no sigas cometiéndolos y cómo puedes encontrar una solución para ello.

Cabe destacar que en Buyatextno cometemos estos errores en concreto y es gracias a nuestra dilatada experiencia en la creación de textos

1.- No tener en cuenta a la meta descripción

La meta descripción podría decirse que es un resumen pequeño (máximo 156 caracteres) de todo el contenido de la página web.

Este aspecto no es muy considerado, pero es clave para atraer visitantes a tu web y lógicamente ayuda a posicionarte mejor en Google, ya que este buscador sí lo valora realmente.

Y es que no es igual que Google seleccione por defecto algún contenido tu web, a que tú mismo describas la descripción que realmente quieres que se muestre.

2.- Mala utilización de los títulos, subtítulos y keywords en tu web

Para lograr que Google pueda reconocer apropiadamente los títulos y subtítulos de tu web (h1, h2, h3, h4), entonces debes saber identificarlos correctamente.

Por tanto, se requiere hacer una clasificación utilizando las etiquetas HTML apropiadamente y nunca saltarse el orden preestablecido: Titulo (h1), subtitulo (h2), secciones del subtitulo (h3) y así sucesivamente.

De esta forma la página online quedará muy bien estructurada y así Google logrará interpretar apropiadamente el contenido.

En cuanto a las palabras clave (keywords) a incluir en el texto, es importante saber que, para lograr un apropiado SEO, se deben poner de forma natural y no de manera forzada en el texto.

Además, tampoco se puede abusar de la cantidad de keywords a poner en el contenido de la web, ya que puede ser contraproducente y Google podrá penalizarte por ello.

3.- No adaptar tu web para su visualización en dispositivos móviles.

Con la tecnología tan avanzada de la actualidad, es muy sencillo observar una página web a través de los dispositivos móviles (como smarthphones y tablets).

Es por ello que, además de poseer una web que se pueda adaptar muy bien a cualquier dispositivo, dicha página tiene que estar optimizada si no quieres perder ante la competencia.

Y es que Google, por ejemplo, utiliza el Mobile First Index, el cual hace una priorización de la versión móvil ante la versión para ordenadores, en el caso de indexar tu página online.

Por lo tanto, es algo fundamental para posicionar tu web y en ese caso debes tener en cuenta ciertos aspectos de la versión móvil de tu página, como lo son:

  • El contenido: lo ideal es utilizar un diseño responsive. Pero, en el caso de que poseas una versión móvil de tu página web (de forma independiente), es clave que tengas el mismo contenido en ambas páginas y no de forma reducida.
  • El diseño: como ya lo explicamos, es recomendable el diseño responsive, de esa forma no tendrás inconvenientes de inconsistencia en tu página web.
  • Los aspectos técnicos: debes ofrecer una fácil navegación de tu página web y para ello debes usar una estructura muy sencilla

4. No considerar los aspectos de seguridad de tu web

Al poseer una página web, debes considerar todos los aspectos de seguridad básicos y aquellos más avanzados (en ese caso, deberás contratar a una agencia especializada).

Es importante realizar un análisis diario de tu página web, buscar y eliminar cualquier malware presente, y comprobar que tu sitio online es lo más seguro posible para tus visitantes.

Y es que el malware puede atacar en cualquier momento, sin importar si tienes una página web corporativa, personal o un pequeño ecommerce, ¡siempre puedes ser una víctima potencial!

Si tu web es hackeada, afectará a la experiencia de los usuarios y además la credibilidad de tu marca o página se vendrá abajo.

Y eso no es todo, Google pondrá en tu web un aviso informando sobre la peligrosidad de tu sitio online y que contiene un software malicioso, algo sin duda nada beneficioso para tu imagen.

5.- Duplicar o plagiar contenido

Cuando nos referimos a contenido duplicado o plagiado, es aquel que ha sido copiado de otras páginas web, para insertarlo en un sitio online particular (en este caso en el tuyo).

Este aspecto es muy considerado por Google y por ello debes evitar hacerlo.

Además de ser penalizado por ello, puedes ser considerado como un plagiador de contenido, lo cual afectaría tu reputación y muchos usuarios dudarían de tu marca o web.

Por otro lado, si tu página web tiene un alto porcentaje de contenido duplicado, Google considera que no aporta nada nuevo y por ello no la posicionará bien y perderías visibilidad en el buscador.

En ese caso, debes tratar de ser lo más original posible e incluir contenido único en tu página web. También puedes ayudarte con los detectores de plagio que consigues en la web, para determinar si tienes o no contenido duplicado en tu sitio online.

6. Incluir enlaces rotos

Cuando nos referimos a enlaces rotos, son aquellas URLs presentes en la página web que se escribieron erróneamente o aquellas direcciones que ya no existen.

Por ello, es importante hacer un análisis de tu web para detectar enlaces rotos y así evitar que aparezcan los errores 404.

Y es que un enlace roto en tu web, puede afectar la experiencia de los visitantes y la credibilidad de tu página, dificultando una indexación apropiada y provocando una posible penalización de Google.

7.- No hacer una optimización de CTR

En la actualidad, el CTR es uno de los aspectos SEO clave para toda web. Y es que el porcentaje de los visitantes que hacen clic en un resultado especifico de Google (en este caso tu sitio online), es algo que debes considerar sin lugar a dudas.

No optimizar CTR es un error muy común, pero que afortunadamente tiene solución. ¡Sólo se requiere algo de atención y tiempo!

El CTR o ratio de clics por impresiones, siempre debe estar optimizado convenientemente y por ello te indicaremos algunos de los errores que no debes cometer en este aspecto:

  • Acortar los Títulos
  • Títulos y subtítulos sin palabras clave
  • Títulos y subtítulos con poco valor o mal redactados
  • Meta descripciones sin valor, sin palabras clave o sin desglosar el contenido
  • Falta de elementos visuales (imágenes emojis o símbolos)
  • Falta de un contenido enriquecido o rich snippets
  • Indicar la fecha en contenidos muy antiguos.

Importancia de no cometer los errores que están perjudicando el posicionamiento de tu web

Después de explicados los errores más comunes que pueden perjudicar el apropiado posicionamiento de tu página web, debes tratar en lo posible de reducirlos e incluso no volver a cometerlos.

Por eso, te sugerimos seguir las indicaciones que te hemos indicado, hacer un análisis de tu web y realizar las mejoras necesarias a la brevedad posible.

No debes ser un experto SEO para hacer que tu web posicione un poco mejor. Con estos consejos que te hemos dado, seguro que podrás darle una mejor imagen y contenido a tu web. Así podrás llamar la atención de clientes potenciales y de Google sobre todo.

Muchos de estos errores son muy comunes de cometer, pero existen otros que puedes evitarlos y que al determinarlos a la brevedad, seguro no caerás nuevamente en ellos en un futuro.

Recuerda que el SEO de una web, consiste simplemente en realizar ciertas acciones para posicionar mejor tu sitio, y unas de ellas es evitar cometer errores que podrían afectarte o penalizarte en Google.

¿Por qué te penaliza Google?

Este castigo que te impone Google, ocurre cuando realizas algo indebido según lo indicado por los algoritmos que especifican las reglas. Cada error SEO puede perjudicarte en gran forma y por ello debes tratar en lo posible de no cometerlos.

¿Cómo puedo saber si Google me penaliza?

No creas que Google te envía una alerta o notificación cuando esas cometiendo un error o si te penaliza en algún momento (a menos que sea una penalización manual). Claro está, eso sería fabuloso, porque así puedes eliminar el problema rápidamente y con exactitud.

Tampoco podrás conocer por parte de Google, aquellos aspectos SEO que no estás optimizando correctamente, para así tratar de corregirlos y tener una página web “perfecta” para SEO.

Por lo tanto, es necesario que por tu cuenta o con la ayuda de profesionales, analices tu sitio online detalladamente, para así detectar posibles errores y ponerte al día con el SEO de tu web.